Archivo de la etiqueta: mujer

Moña, la mujer pelotera

Por Mayli Estévez y Luis Salabarría

Ángela de Armas, Moña, nació en Santa Clara en un invierno de 1939 y aunque siempre quiso jugar béisbol de manera profesional, tuvo que aplazar sus sueños debido a los tabúes de la época y centrarse en otros deportes «más adecuados», como el básquet.

«Mi ilusión desde pequeña fue ser pelotera, pero no se podía y me dediqué a estudiar y llegué hasta tercer año de la Escuela de Economía, donde jugué baloncesto. En ese centro docente estuve en una célula revolucionaria que llevaba medicinas al Escambray y repartía bonos en la ciudad. En medio de ese ajetreo hice equipo junto a Gladys García, quien, junto a Chiqui Gómez-Lu¬bián, puso bombas en diferentes lugares, lo que le costó estar presa en las cárceles batistianas.»

—Pero usted se destacó en otros deportes…

—Sí, también pasé por equipos de atletismo, ajedrez, tenis de mesa. En este último estuve después del triunfo de la Revolución en dos campeonatos nacionales. Luego comienzo a trabajar en el Ten Cen en Santa Clara y en 1960 llego a Sagua la Grande para convertirme en la primera mujer directora del INDER en toda la Isla.

—Luego fue destinada al Plan Montaña en el Escambray, donde impartió clases de Educación Física y estuvo al frente de la Subdirección de Actividades Deportivas en Santa Clara.

—Soy fundadora del INDER, que ya por estos días cumple 50 años. Fui instructora de gimnasia básica en diferentes escuelas y juez de línea en el voleibol. Inventamos muchos modelos para el trabajo de economía del INDER; además, dirigía el Departamento de Mantenimiento del Instituto deportivo hasta mi retiro en 1995.

—¿Y ese apodo tan poco común?

—Mi abuelita llegó al hospital materno de esta ciudad y yo tenía mucho pelo; por una sola ocasión se le escuchó decir: «¡Ay, que moña tan bonita!» A mí se me quedó ese apodo, pero ella jamás lo volvió a repetir, siempre me llamó Ángela.

—Cantante, diseñadora y deportista, tal parece que la vida ha resultado corta para usted…

—Si fuese joven en esta época nadie dude que fuera del equipo femenino de pelota. Amo demasiado el béisbol y aunque no me profesionalicé, sigo creyendo que soy una mujer pelotera.

Martí, el amor y el matrimonio

No por gusto se dice que José Martí se adelantó a su época en todos los aspectos de la vida. Ahora que se acerca el Día de los Enamorados, comparto estos fragmentos —recopilados por el profesor Raúl Valdés Vivó— donde el Héroe Nacional de Cuba ofrece sus criterios sobre las relaciones amorosas y el matrimonio, nada alejadas de la realidad que vivimos hoy.

Martí tan juvenil que en sus cuadernos de apuntes recomienda lo que ahora se hace en todo el mundo por las parejas, en particular las jóvenes, y que una generación atrás era inconcebible excepto entre los pobres sin recursos para hacer y mantener el matrimonio y que acudían al vilipendiado concubinato. Escribe:

«Debe hacerse —salvo malicia— lo que hacen ciertos indios del Estado de Veracruz —tomarse a prueba. Vivir bajo el mismo techo. Ir juntos al arroyo.

Cargar juntos la leña. Oírse y conocerse. —Y si la simpatía definitiva de las almas no sanciona la atracción pasajera de los cuerpos — separarse. El equilibrio entre las condiciones de los cónyuges, y su mutuo conocimiento, son en el matrimonio las únicas condiciones de ventura. —Lo demás es jugar a cara o cruz.»

Todavía más, Martí se pregunta y contesta como haría hoy cualquier joven:
¿Porqué ha de hacerse —con riesgo de la ventura de la vida— punto de honor que los que han sido novios sean cónyuges?—El honor mismo exige que no nos pongamos en condiciones de faltar a él—¿Sobre la mera simpatía —esa mera mariposa— ha de construirse cosa tan maciza como un hogar? Sigue leyendo

Celia, huella de un ejemplo

En cada cubano que se caracterice por la modestia, el compromiso revolucionario, la eficiencia y abnegación, se encuentra Celia Sánchez Manduley, la flor más autóctona de la Revolución, que no se marchita en la memoria popular.

Al cumplirse este 11 de enero el aniversario 31 de su deceso, la eterna guerrillera aún permanece en nuestros recuerdos como aquella criatura sensible, que se convirtió en el alma del pueblo de Cuba en los momentos difíciles y de lucha.

Su esencia de luchadora y trabajadora incansable, su modestia y coraje, trascendieron como un ejemplo de inspiración.

Tomado de al edición digital del periódico Granma


Cuba saluda la creación de ONU Mujer

Naciones Unidas.– Cuba saluda la creación de una nueva entidad de género, denominada ONU Mujer, por decisión unánime de la Asamblea General de Naciones Unidas, divulga un comunicado de prensa en esta sede. El ente constituye un paso histórico en el cumplimiento de los compromisos asumidos en la IV Conferencia de la Mujer celebrada en Beijing en 1995, dirigidos a lograr la igualdad de género y empoderamiento para todas las féminas en el mundo.

Resalta el documento que la participación activa y las propuestas innovadoras de Cuba en la negociación de esta nueva entidad, “cuyo establecimiento apoyamos desde el principio, responden a la tradición de un país que ha defendido siempre el adelanto de la mujer”. La nación caribeña fue la primera en firmar y la segunda en ratificar la Convención sobre la Eliminación de Todas las Formas de Discriminación contra la Mujer.

Mujer madura y profesional adolescente

Coincidencias de la vida. Hoy llego a los 40 años  y a la vez cumplo 13 como profesional de la palabra escrita. ¡Cuánta felicidad! ¡Cuánto debo aprender aún!

He sido premiada al ver crecer a mi hija, próxima a sus 15 primaveras. Ayudarla en los estudios de manera que elija su propia formación profesional ocupa la mayor parte de mi tiempo. Convivir con mis padres, también ha resultado gratificante. Sin ellos, ¿qué sería de mí? ¿Cómo pudiera atender a Beatriz?

Antes de que saliera el sol Bety, junto a sus abuelos, se acercaron a la cama para despertarme con el primer beso del día. Luego, por todas las vías posibles recibí las felicitaciones de colegas, amigos y demás familiares. A todos les doy las gracias por tanto afecto. No deseo otra dicha mejor que la de comprobar el aprecio de quienes me rodean y con sinceridad auguran éxitos futuros, en lo profesional y personal. ¡Y mucha, bastante, salud!

Así transcurrió la jornada más importante de mi existencia. Reconozco con satisfacción que llegar a las cuatro décadas no es ser tan «vieja» como suponía. En verdad inicio el camino de mujer madura. Con la experiencia necesaria para acomodar los sentimientos según las circunstancias. Con un montón de sueños por cumplir y millones de sonrisas que regalar. Sigue leyendo

Los 80 de Chiquitica

Es una grandiosa mujer. Mas, todos la nombran Chiquitica. Dice que fue su padre quien le adjudicó el apodo. Sin ser la menor de los siete hermanos, tal vez se lo ganó por la pequeña estatura.

Estatura que a los 80 años, cumplidos este 9 de junio, se eleva mientras la rodean hijos, nietos, bisnietos, sobrinos, yernos, nueras y amigos. Tronco y sostén de una familia forjada desde los valores y principios revolucionarios. Sobre todo a golpe de batea y plancha al carbón.

Sí, porque bastante ropa lavó y planchó para contribuir a la alimentación de sus cinco descendientes. Entre tanto, el esposo, ya fallecido, recorría los campos hasta encontrar dónde cortar caña y recibir un pago que alcanzara para lo necesario. A veces, él se valía de su prodigiosa voz, para en bares y cantinas, tras cada canción recibir algunos pesos que garantizaran la vestimenta y el calzado de todos en la casa.
«Con esa voz me enamoró», narra ella de vez en cuando. No olvida los boleros que en tantas ocasiones le dedicó, o cantaron a dúo. Muchas veces para evadir en él los celos y erradicar en lo posible sus actitudes machistas.

Un puntal humano y comprensible. Eso es Lilia Águila Quevedo, la Chiquitica que en 1960 aceptó el cargo de presidenta del Comité de Defensa de la Revolución (CDR), en una de las últimas cuadras de la calle Ignacio Agramonte, en el municipio de Cruces, de la provincia Cienfuegos. Todavía se mantiene en el cargo.
«¿Hasta cuándo estarás al frente del CDR? Ya es hora de encontrar tu relevo», le digo cada vez que la visito. Pero ella, infatigable ama de casa, fidelista desde la cabeza a los pies, únicamente responde: «No me molesta seguir dirigiendo la cuadra, además, ya me he ganado el respeto de los vecinos y responden ante cada tarea».

Este miércoles, su mirada no es tan clara como de costumbre. Recientemente se sometió a una operación del ojo izquierdo y todavía se recupera. No obstante, siente el cálido abrazo y el beso cariñoso de quienes vienen a felicitarla. Sigue leyendo

¡Felicidades Tocaya!

juana-bacallao La inigualable Neris Amelia Martínez Salazar, Juana Bacallao, celebró este 26 de Mayo sus 85 años. Tan jovial como siempre y con el humor criollo que la caracteriza estuvo presente esta tarde en Radio Taíno. A penas logré escucharla en los últimos minutos del programa, mientras dialogaba con José Luis Cortés  (El Tosco).

La cubanísima cantante agradeció las llamadas de todos los amigos que la felicitaron publicamente.  A mí solo se me ocurren estas líneas para sumarme a las congratulaciones que merece tan peculiar tocaya e intérprte excepcional.

Aida Juana aspira llegar a los 120 años

Por Giormis Gómez Guillén
Fotos:Cristyan González Alfonso

Contar 120 almanaques, se ha convertido en la aspiración de muchas personas. Llegar, al menos al centenario, constituye un buen augurio para quienes como Carlos Gardel afirman que 20 años no son nada.100-anos-cga-3-small

Una de esas personas especiales, que peinan una cabellera de  experiencia y sabiduría, es Aida Juana Acosta Ortega, o simplemente Aida, como prefiere ser nombrada. Delgada, espontánea y muy coqueta. Así se nos presentó esta anciana, el pasado 10 de febrero. Nos recibió lista para el jolgorio organizado por los vecinos del edificio 8, en el reparto Virginia de esta ciudad. El propósito consistía en festejar los 100 años de la federada más longeva.

Ella, por su parte, en cuanto conoció de la presencia de un  fotoreportero, inmediatamente se maquilló y posó para un sinnúmero de fotografías. Con sonrisa natural, acomodada en el sillón, rodeada de sus seres queridos y amigos más allegados se mostró dispuesta al diálogo. Sigue leyendo

Celia: La flor más autóctona de la Revolución

celia1Todavía no cumplía yo los diez años, cuando aquel 11 de enero sentí que otra vez la tristeza entraba en mi hogar traída por las imágenes de la televisión. La primera ocasión ocurrió cuatro años antes cuando en la pequeña pantalla apareció la transmisión del sepelio de las víctimas del crimen de Barbados.

La noticia de 1980, y las imágenes que la acompañaron, también llegaron a la par de las lágrimas de mi abuela y mi madre, conocedoras de cuánto había hecho esa mujer cuya muerte se anunciaba. Entre tanto, yo apenas entendía el porqué de tanta conmoción.

Solo el tiempo, y la posibilidad de crecer leyendo libros de Historia de Cuba, me ayudaron comprender las razones por las que ese día fue tan luctuoso para toda Cuba.

«Nunca dejó una carta sin respuesta. Quienes se dirigían a ella para plantear un problema, siempre encontraron alguna solución», sentencia aún mi mamá al recordar cuánta laboriosidad caracterizó a La Flor más autóctona de la Revolución.

Cuando lo consideré oportuno y posible —a mis 30 años—, escalé la ruta seguida por ella para llegar al Pico Turquino. Creo que ningún cubano debe negarse la maravilla de admirar por sí mismo el busto de José Martí que con sus propias manos, ella ubicó en la mayor elevación de la Isla. También visité el museo dedicado a ella en Manzanillo y lamento no haber llegado hasta su Media Luna natal.

Una foto suya, la menos divulgada quizá, aparece en la colección Retratos de patriotas cubanas, un exquisito regalo del Héroe de la República de Cuba Antonio Guerrero. La exposición transitó por varias provincias del país del 9 de enero al 9 de febrero de 2008. Para algunos resulta un privilegio poseer estas imágenes. Posibilidad que ahora me permite hacer partícipes a los lectores de mi blog la dedicada a Celia, así como el texto que aparece en el reverso:

Celia Sánchez Manduley
(1920-1980)
Nació en Media Luna, provincia de Oriente, el 9 de mayo de 1920.
Militó en el partido del Pueblo Cubano (Ortodoxo), y en 1953, año del Centenario del nacimiento del Apóstol, José Martí, escaló el Pico Turquino para colocar un busto de bronce del Maestro.

Fue protagonista de la epopeya cubana por la definitiva independencia. Ejemplo de consagración y fidelidad a la causa de la Revolución. Heroica y audaz, su aporte resultó decisivo en los planes para posibilitar el desembarco de los expedicionarios del Granma, así como el reagrupamiento y posterior consolidación del Ejército Rebelde. Creó una eficaz red de apoyo, de vital importancia para sostener a los expedicionarios sobrevivientes luego del combate de Alegría de Pío y para abastecer después a los rebeldes en la Sierra Maestra. El 19 de marzo de 1957 se convirtió en la primera mujer guerrillera del Ejército Rebelde. Participó en el combate del asalto al cuartel del Uvero, primera acción importante de la tropa revolucionaria.

Luego del triunfo de la Revolución desempeñó importantes tareas. A su labor paciente y esmerada se debe la conservación de un cúmulo de documentos de alto valor histórico, de cuya custodia se encargó durante toda la Guerra de Liberación y que fueron la base de la actual Oficina de Asuntos Históricos del Consejo de Estado que creó.

Fue fundadora del Partido Comunista de Cuba y miembro de su Comité Central. Trabajó siempre junto a Fidel, que depósito en ella toda su confianza. Fue miembro del Consejo del Estado. A su nombre y quehacer está indisolublemente unido un gran número de obras que evidencian su sensibilidad y cultura, tales como el Parque Lenin y el Palacio de Convenciones. Desempeñó un papel relevante en la historia revolucionaria cubana.

A Juana Rosa

«Me queda vivir»

Por Rayma Elena

Era domingo. Un día bueno para la vida —hubiera dicho Juana Rosa—. Pero este 20 de diciembre una verdad distinta repicó demasiado temprano en los teléfonos, en las puertas, en los correos de quienes la queríamos.juana_rosa_vazquez

Por eso, antes de que el sol llegara para mitigar el frío que ella no
hubiera deseado para sus mañanas, ya los floreros intentaban cumplir exigentes pedidos: «Flores amarillas, como le gustaban»; «Un ramo bien grande de orquídeas y azucenas a nombre de su madre»… «¿No tiene mariposas…?»
¡Qué flor hubiera sorprendido a quien tantas había recibido, a la conocedora del nombre de muchísimas plantas! Sí, porque antes de ser Juana Rosa la de la Biblioteca (Provincial Martí), las Ciencias Naturales la tuvieron como alumna en la Universidad, y luego, de profesora.

Habían pasado más de cuatro décadas desde entonces y hasta este adelantado comienzo del 20 de diciembre de 2009. Un grupo de amigas buscaba ponerle nombres y hechos a la fecha: «Natalicio de Villena…»; «aniversario de Melaíto»…, y el silencio marcó la ausencia de la meticulosa indagadora de las efemérides culturales, que desde CartaCuba y desde Guamo nos llegaban con la firma de Juana Rosa Vázquez Díaz. Sigue leyendo